Cuando el fútbol y el rock inglés conquistaron el mundo

Por Julian Ramirez

Los años 60 marcaron un antes y un después en el balompié y en el rock de Inglaterra, dos de sus más influyentes expresiones culturales. En la cancha, la selección levantando la Copa del mundo y el Manchester United conquistando Europa; y sobre el escenario, The Beatles liderando a una generación de artistas que hasta hoy genera admiración. Años que sirvieron de perfecto marco para una brillante época británica.
En Inglaterra el fútbol ha sido una pasión desde su origen, desde la segunda mitad del siglo XIX, época en que se inventó y expandió. Exactamente un siglo después, se consolidó el rock. Coincidencia o no, merced a su riquísima cultura, la nación británica pareciera sentir cada cierto tiempo la necesidad de crear algún producto de exportación. ¿Qué puede ser más influyente que el fútbol y el rock?
Situémonos en la década de los 60. El balompié inglés goza de su mejor etapa: en 1966 la selección de los Tres Leones se corona campeona del mundo por primera (y única) vez, con un equipo legendario. Sir Bobby Charlton, la figura; Bobby Moore, el capitán, y Gordon Banks, el portero de la mejor atajada de los mundiales, le dieron a su país la posibilidad de levantar la Copa Jules Rimet en Wembley.
Dos años después, otro equipo mítico, el “Manchester United de la Santísima Trinidad”, se convirtió en el primer club inglés en ganar la Copa de Europa. Charlton -otra vez-, el irlandés George Best y el escocés Denis Law conformaron el tridente más solvente del Viejo Mundo, alzando la “orejona” también en la “Catedral del Fútbol”.
The Beatles, The Rolling Stones, The Who y otros colosos lideraron la primera generación de estrellas inglesas. A este proceso se le llamó la “invasión británica”, puesto que alcanzó un altísimo éxito en Estados Unidos a partir de 1963, año en que “The FabFour” arribaron por primera vez a América.
Inglaterra, apenas veinte años después del desastre de la Segunda Guerra Mundial, y ya con Isabel II como Reina, se estableció como una indiscutida potencia en fútbol y música. Conociendo esta dualidad parece muy interesante y natural preguntarse si en algún momento el fútbol y el rock se mezclaron de alguna manera, y la respuesta es afirmativa.
Profundicemos un poco: ya mencionamos al Manchester United campeón de Europa en 1968 y a The Beatles, la banda por antonomasia de la cultura británica. Pues bien ¿qué podrían tener en común ambos emblemas, sobre todo si la banda de John Lennon, Sir Paul McCartney, George Harrison y Ringo Starr es oriunda de Liverpool, la ciudad a la cual pertenece el archirrival de los Diablos Rojos?
La respuesta y mucho más de fútbol, música, actualidad y poesía las encuentras en www.elagora.net

Related News

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *